El Gobierno nacional habría dado marcha atrás con la medida anunciada el viernes, cuando más de 2,4 millones de monotributistas se encontraron sorpresivamente con que tenían una deuda impositiva, ya que la AFIP llevó adelante una categorización retroactiva, a enero de este año.

Los nuevos valores de las categorías de monotributo se incrementaron un 35,3%.

El presidente Alberto Fernández convocó en la tarde de este miércoles al ministro de Economía, Martín Guzmán, a la titular de la AFIP, Mercedes Marcó del Pont, y al titular de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, para analizar posibles cambios en el pago del monotributo, debido al fuerte malestar que generó la recategorización y el pago retroactivo de millones de inscriptos.

Según detallan en principio medios nacionales, tras el término del encuentro habría un anuncio sobre una posible compensación. Las fuentes de Casa Rosada señalaron que se evalúan medidas de alivio fiscal para los monotributistas que quedaron en deuda con la AFIP tras el cambio de categoría.

El malestar de los inscriptos se produjo cuando la AFIP categorizó a más de 4.000.000 de monotributistas de acuerdo con la escala que correspondía encontrarse encuadrado a partir de febrero de este año, en función de lo establecido por ley y en igual proporción que la evolución del haber mínimo jubilatorio.

El organismo informó que, bajo este esquema, categorizó a “4.077.376 monotributistas, aplicando la tabla con los nuevos valores de los distintos componentes del monotributo (impositivo, seguridad social y salud) para los meses enero, febrero, marzo, abril y mayo, asignando una nueva categoría a cada contribuyente”.