Frente a la posibilidad de cambiar el orden del calendario de vacunación previsto por la DGE, José Thomas, titular de la cartera educativa, ha manifestado que es “imposible” ya que es el sugerido por el Consejo Federal de Salud, de modo que, en caso de que los casos aumenten en el Secundario se enviará a ese grupo etario a la casa, pero la idea no es cerrar todas las escuelas. Se tratará de respetar la presencialidad hasta lo que más se pueda“, dijo.

El titular de la DGE, ha señalado en diversas ocasiones que “las escuelas son espacios seguros y que allí no está dado el foco de contagio“. De hecho, menos del 1% de las burbujas conformadas han presentado contagios según la DGE.

Sin embargo, el cierre por dos semanas del Secundario de la escuela Normal Tomás Godoy Cruz hizo que las autoridades vuelvan a estar alertas. Ya había ocurrido algo similar en diferentes establecimientos de San Martín (tanto Primario como Secundario) y los funcionarios están atentos a todos los casos.

De acuerdo con lo referido por los propios directivos del Normal, “los contagios registrados en las aulas han sido, en su mayoría, protagonizados por docentes, directivos y preceptores“.

Ésta, es una realidad que la DGE monitorea permanentemente, según manifestaron desde la cartera. Por esta razón, el escenario más probable será que -de mantenerse la curva ascendente de contagios- se enviará a la virtualidad al sector secundario de enseñanza.

Según publicó El Sol, frente a la posibilidad de cambiar el orden del calendario de vacunación previsto por la DGE, Thomas ha manifestado que es “imposible” ya que es el sugerido por el Consejo Federal de Salud, de modo que, “en caso de que los casos aumenten en el Secundario se enviará a ese grupo etario a la casa, pero la idea no es cerrar todas las escuelas. Se tratará de respetar la presencialidad hasta lo que más se pueda”, dijo.

Hasta el momento sólo han sido inoculados los docentes del Primer Ciclo, es decir, jardines maternales y maestros de 1ro, 2do y 3er grado; luego seguirá el personal administrativo y celadores; el tercer grupo es el de docentes de 4to, 5to, sexto y 7mo grado; el cuatro grupo corresponde a profesores del Secundario y finalmente será el turno del Nivel Terciario.

En tanto, los sindicatos continúan presionando.