Agrupaciones kirchneristas realizarán este sábado una marcha hacia la Corte Suprema para pedir por la liberación de la titular de la organización Tupac Amaru, Milagro Sala, al cumplirse cinco años de su detención.

La iniciativa suma presión al propio Alberto Fernández, en torno a los indultos que las organizaciones quieren para Amado Boudou y -ahora- Milagro sala.

La Corte que la corte“, publicó Andrés “El Cuervo” Larroque, secretario General de La Cámpora y ministro del gobernador bonaerense, Axel Kicillof.

La dirigente jujeña se encuentra detenida con arresto domiciliario desde 2016 y fue condenada a tres años de prisión en suspenso por un escrache que incluyó daños contra el entonces senador, y actual gobernador de Jujuy Gerardo Morales.

Había sido absuelta por amenazas, pero un fallo reciente de la Cámara de Casación complicó su situación aún más: revocó un fallo que había considerado extinguido el delito de amenazas de la líder de la Tupac Amaru y ordenó a la Justicia de esa provincia volver a fallar sobre ese delito.

Sala también fue condenada a 13 años de prisión en la causa conocida como “Pibes Villeros” por ser jefa de una asociación ilícita que se encargó de un fraude en perjuicio de la administración pública. Además fue condenada por extorsión.

Ahora, en una carta abierta titulada “Por una democracia sin presas y presos políticos. Libertad a Milagro Sala”, funcionarios nacionales y provinciales, dirigentes políticos y referentes sociales, culturales y de derechos humanos vinculados al kirchnerismo; denunciaron que Milagro Sala es víctima de una “persecución política, judicial y mediática” y le apuntaron al gobernador Morales.

5 años de injusticia. 5 años de arbitrariedad. Este 16 de enero se cumplen 5 años de la detención arbitraria de Milagro Sala. Desde entonces hasta hoy continúa detenida, en el último tiempo con prisión domiciliaria, al igual que otros compañeros y compañeras de su organización“, comienza el texto.

La persecución política, judicial y mediática a la que es sometida Milagro Sala y sus compañeros de la Organización Barrial Túpac Amaru tiene una autoría intelectual política y judicial clara: Gerardo Morales y el Tribunal Superior de Justicia de Jujuy“, según denuncian los firmantes.

Entre los funcionarios firmantes se encuentran los ministros de Justicia bonaerense, Julio Alak; y de Desarrollo Territorial y Hábitat, Jorge Ferraresi; el secretario de Derechos Humanos de la Nación, Horacio Pietragalla; la interventora de la Agencia Federal de Inteligencia, Cristina Caamaño; la subsecretaria de Asuntos Penitenciarios Ministerio de Justicia, María Laura Garrigós; y las asesoras presidenciales Dora Barrancos y Adriana Puiggrós.

También suscriben la secretaria de Comercio Interior, Paula Español; la titular del Sedronar, Gabriela Torres; la directora del Banco Provincia, Juliana di Tulio; así como la intendenta de Quilmes, Mayra Mendoza.

Adhieren asimismo legisladores y referentes como el titular del Frente Patria Grande, Juan Grabois; el diputado nacional Eduardo Valdés; la presidenta de Télam, Bernarda Llorente; la exprocuradora Alejandra Gils Carbó, el padre Francisco “Paco” Olveira (Cura en Opción por los Pobres), José Schulman de la Liga Argentina por los Derechos Humanos), la jueza federal de San Martín Martina Isabel Forns, entre otros.

Para quienes suscribimos esta carta, personas dedicadas a la función pública en los poderes ejecutivos, legislativos y judiciales nacionales y provinciales, referentes políticos, dirigentes sociales y sindicales, profesionales y personas comprometidas con los derechos humanos y la democracia, la libertad de Milagro es urgente“, especificaron.