En medio de la pandemia de coronavirus y pese a la flexibilización de las actividades económicas, en el tercer trimestre del año pasado se destruyeron casi 2 millones de puestos de trabajo, lo que representó una caída del 9,2% respecto a igual período del 2019, informó el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec).

Entre los meses de julio y septiembre del 2020, el nivel de actividad económica se contrajo 11,4% frente a igual lapso de 2019, lo que arrojó un total de 18.848.000 empleos activos entre dichos meses, es decir una pérdida de 1.907.000 puestos laborales en comparación al mismo periodo del año anterior.