Aunque si algo ha enseñado esta pandemia, es que resultan muchas veces fallidas las presunciones, así trascendió de fuentes confiables del gobierno de la provincia, que recuerdan que esta fue una de las condiciones que Rodolfo Suárez puso al gobierno nacional, a la hora de acordar los nueve días de confinamiento que hoy vivimos los argentinos.

Es decir, que en Mendoza volvería a regir la alerta sanitaria con prohibición de circular de 23.30 a 5.30, se mantendrían las salidas a hacer compras por DNI y continuarían prohibidas las reuniones sociales y familiares.

En este sentido, hay que recordar que Alberto Fernández anunció que la medida de confinamiento se va a repetir el próximo sábado 5 y domingo 6 de junio, independientemente del hecho que quedaría abierta la posibilidad de apertura entre el lunes 31 y el viernes 4.

Por lo tanto, desde el gobierno provincial ya dejaron trascender que “El domingo 30 de mayo cesa el efecto del DNU al que Mendoza adhirió y por tanto no es necesario emitir un decreto para este lunes, ya que desde ese momento volvemos a tener en vigencia las medidas que regían anteriormente. Sí es probable que, si la Nación adopta nuevas decisiones, algo que es impredecible; tengamos que emitir un decreto para sostener la situación de Mendoza“.