La Fiscalía de Delitos no Especializados, que comanda Mercedes Moya, abrió una investigación de oficio para saber si Munives y su pareja cometieron el delito de falsedad ideológica, que prevé una pena de 1 a 6 años.

La fiscalía se dedicará a reunir todas las pruebas que hay, y cómo fueron los hechos para que Delsouc pasara todos los filtros y obtuviera los permisos de ingreso al Parque Aconcagua sin los requisitos básicos, que se piden para cualquier persona que ingrese, como medidas sanitarias por la pandemia de Covid, como es contar con el esquema completo de vacunación.

La prueba fundamental son las declaraciones juradas presentadas a Guardaparques en las que se indicaba que ella tenía las dos dosis contra el Covid colocadas, situación que no sería así, ya que en el sistema Nomivac, donde se carga dicha información, figura en blanco.

No es la única investigación. La Inspección General de Seguridad, continúa la investigación administrativa sobre el viaje y la estadía VIP que Munives y su pareja Delsouc tuvieron en la primera quincena de enero, aunque no es competencia de este organismo sancionar el accionar de civiles, ya que su órbita alcanza solo funcionarios policiales y penitenciarios.

Por otro lado, la Auditoría de Ética Pública de Mendoza también comenzó una investigación de oficio para determinar si el ex director de Policías hizo abuso de los recursos del Estado para sus vacaciones con su pareja, mientras que la Legislatura había citado a Munives para que diera explicaciones de todo lo ocurrido.

Mientras, Néstor Majul, subsecretario de Relaciones con la Comunidad del Gobierno de Mendoza, dijo a Radio Nihuil que Munives «sinceramente, es parte de los logros de la política de seguridad que ha tenido nuestro gobierno«.

Después de señalar que tuvo la oportunidad de trabajar 6 años con el funcionario que -aseguró- «es parte insoslayable de lo que se ha logrado en Mendoza».

Recalcó que es una persona que es muy importante en este esquema donde, según sus datos y su visión, Mendoza es un ejemplo a nivel nacional en materia de seguridad de los grandes centros urbanos.

Sobre la salida de Munives, dijo que «le pareció al ministro, avalado por el gobernador, que en este esquema no podía llevarse acabo o podría generar algún tipo de sospecha si seguía en el cargo«.

Para Majul, los otros casos por los que se cuestionó a Munives no tenían que ver con él, pero este sí, por lo que se necesitaba su salida para que «nadie pueda decir que se está obstaculizando la investigación en algo».

El funcionario provincial también se refirió a la situación del sistema 911, el cual fue cuestionado en algunos casos en los que se apuntó a Munives y que ahora está en la mirada de la justicia por la muerte de dos personas de nacionalidad venezolana que no recibieron una atención adecuadas en el número de emergencias.

Majul indicó que «son 7 mil llamados diarios y el sistema funciona, porque el mismo sistema es el que detecta los errores«, haciendo referencia a la grabación en la que se verifica que no hubo atención para las personas que terminaron falleciendo.

Con información de Radio Nihuil y Memo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here