La iniciativa que comenzó en los primeros días de julio y que busca detectar posibles casos de coronavirus en zonas alejadas de los centros urbanos o zonas en situación de vulnerabilidad de la región, continuará también el mes entrante. Así, a cargo del gobierno provincial, los denominados «operativos sanitarios» se realizarán también en agosto en Tupungato, Tunuyán y San Carlos  con el objetivo de acercar el sistema de salud a zonas vulnerables y realizar diagnósticos de COVID-19, testeando a personas que presentaran síntomas respiratorios.

Los operativos de salud del mes de julio iniciaron en Tupungato, luego continuaron en San Carlos, y posteriormente en Tunuyán. Según el  titular de Salud regional, Rodolfo Guillén: “El objetivo es buscar en zonas vulnerables personas que necesitan del sistema de salud pública pero que no concurren por distintas razones. Y además se busca a pacientes sintomáticos respiratorios, para hisoparlos en el lugar”. Asimismo, Guillén agregó que «en todos los operativos que hemos realizado no se ha detectado ningún paciente con síntomas respiratorios, que no haya consultado previamente y esté evaluado. Esto es muy bueno porque significa que no hemos encontrado en estas zonas ningún caso con síntomas de enfermedad respiratoria que no esté asistido por el sistema de salud. Esto se debe al intenso trabajo en equipo que llevamos adelante”.

Las acciones que se realizan en estos operativos son: buscar a enfermos crónicos que no se hayan acercado al sistema de salud; detectar a menores que sin vacunas; asistir a embarazadas que no posean los controles correspondientes, y localizar a personas con sintomatología y nexo con positivos de COVID-19. Si se detectan personas con sintomatología y nexos probables, de forma inmediata y en el lugar se les efectúa el hisopado.

Los tres departamentos

En Tunuyán los operativos iniciaron en Vista Flores y los lleva adelante el Área Sanitaria de este departamento en conjunto con el Hospital Scaravelli, acompañados por la Policía de Mendoza. Al respecto, la Coordinadora departamental, Verónica Atencio, destacó el trabajo de los equipos de salud e indicó que a “estos operativos los llevaremos adelante en todas las zonas vulnerables de Tunuyán”.

En Tupungato, se realizaron en el Cordón del Plata, en el barrio Integración y en el Loteo Bazán. Se han controlado alrededor de 600 personas. Los operativos continúan en el barrio El Progreso de La Arboleda, en conjunto con el municipio de Tupungato, organismo que entrega lavandina y alcohol en gel.

En San Carlos, estos operativos se efectuaron en los primeros días de julio, sobre calle El Indio, Barrio Salmaso y Loteo Moreno, y posteriormente las brigadas se comenzaron a ocupar de contener nexos de casos positivos de COVID-19 que se presentaron tanto en San Carlos como en Tunuyán, ya que en San Carlos se registraron más de 40 familias aisladas. “En este departamento los operativos los hicimos para detectar y realizar prevención y promoción de salud. Los agentes sanitarios propusieron las comunidades, y posteriormente se abocaron al trabajo de contención