Mendoza Post informó hoy que los empleados de la cadena de supermercados Átomo recibieron una comunicación del área de Recursos Humanos.

La oficina de RRHH de Átomo les enviaron a los trabajadores una comunicación informándoles que, si no cumplen con las medidas de distanciamiento en sus vidas privadas, se reúnen con amigos o con familiares en días no permitidos, pueden ser sancionados, incluso despedidos con justa causa.

Pablo Millán reconoció la existencia de esa notificación, pero aseguró que había sido una iniciativa de alguien de Recursos Humanos sin autorización del directorio. Al respecto señaló que en junta directiva “se tratará este asunto y se verán las medidas a tomar (hacia el ideólogo de la iniciativa) ya que esa decisión no representa la voluntad de los dueños“.

Los trabajadores le hicieron saber al Centro Empleados de Comercio (CEC) acerca de esta iniciativa de la firma Millán y el sindicato la rechazó por considerar que cualquier cosa que hagan los trabajadores fuera de su ámbito de trabajo “son actos de la vida privada“. Desde la empresa aseguraron que esta fue una decisión inconsulta de alguien de Recursos Humanos y no ha sido contemplada por el directorio.

Desde el sindicato le recomendaron a la empresa que no sancione a sus trabajadores por lo que hacen con su vida privada, y le sugiere a la firma Millán que cumpla con las medidas de seguridad e higiene sobre todo en este contexto de contagios.

Fuente: Mendoza Post