El mendocino Valentín Castellanos recibió el Botín de Oro como goleador de la última temporada de la MLS (la Liga de Fútbol de Estados Unidos) en una ceremonia íntima realizada en el vestuario del New York City FC, donde la sorpresa fue la presencia de su madre, Marilú.

“Fue un proceso, jugué en muchos clubes porque no había nada oficial, no había contratos. Luego, cuando el fútbol,se puso un poco más serio, fui a Murialdo cuando tenía 13 años. Allí comencé a jugar y tuve la oportunidad de jugar en primera», contó Valentín Castellanos, quien luego hizo inferiores en la Universidad Católica de Chile, donde llegó a jugar unos minutos por la Copa Sudamericana ante el Corinthians.

Valentín Castellanos, de 23 años, tuvo una gran evolución en la MLS: “Nueva York me ayudó a crecer, me dio muchas oportunidades y conocí a mucha gente. Mi confianza creció y clasificarnos a los playoffs me ayudó a ganar el Botín de Oro», resaltó.

Sin olvidar la tierra que lo vio nacer expresó: «Si la gente tiene la oportunidad, debería visitar Mendoza, una provincia tiene montañas y viñedos. La ciudad es bonita, limpia, y la gente es muy amable y simpática. Me gusta ir en diciembre de vacaciones y ver a mis amigos y familiares”

El New York City FC publicó en su sitio oficial el emocionante momento en el que se proyectó un video con saludos de sus familiares y amigos y luego ingresó su madre, llevando el trofeo que lo acredita como el primer futbolista argentino en ser el máximo goleador de la MLS.

Valentín Castellanos acumuló 19 goles y 8 asistencias en los 32 partidos de esta temporada.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here