La Secretaría de Ambiente y Ordenamiento Territorial realiza operativos de control y recuerda a los ciudadanos que está prohibida la quema de neumáticos para cualquier fin.

Desde la promulgación de la Ley 9143 y su Decreto Reglamentario 1374/2019, ya han sido coprocesadas más de 3.000 toneladas de neumáticos fuera de uso.

Uno de los motivos más difundidos de esta práctica en Mendoza se produce en fincas de cultivos de diversos frutales, en un intento de evitar que las heladas tardías dañen la producción. Este fenómeno se produce generalmente durante los meses de agosto, septiembre y principios de octubre. La sanción de la Ley 9143 y su Decreto Reglamentario 1374/2019 permitió que exista un marco legal para evitar esta quema a cielo abierto, y a la vez dar una respuesta a la disposición final de los neumáticos usados, como un residuo sólido susceptible de ser incinerado en dispositivos que garanticen su combustión con el mínimo impacto de sus emisiones a la atmósfera y reducido residuo de cenizas.

La quema de neumáticos fuera de uso (NFU), por diversos motivos, genera impacto negativo en la calidad del aire ambiente. Es contraproducente, no solo para el ambiente sino también para los cultivos, ya que el humo que genera la quema de cubiertas impide que, una vez que levante el sol, se eleve la temperatura de los cultivos, extendiendo de esta manera el daño que produce la helada. Del mismo modo, el impacto negativo de esta práctica se ve reflejado sobre la seguridad en el tránsito vehicular, cuando el humo reduce la visibilidad a baja altura sobre las rutas y calles cercanas a las quemas.

Además, es importante destacar que estas quemas representan un peligro para la salud, a corto plazo (agudo) y crónicos significativos a los residentes y trabajadores próximos.

El secretario de Ambiente y Ordenamiento Territorial, Humberto Mingorance, destacó: “Esta es una gestión ambiental decisiva que quita de circulación una enorme cantidad de neumáticos que algunos productores del área rural usan erróneamente, con todos los efectos adversos que esto ocasiona al ambiente, para quemas. Mendoza es la primera provincia del país en dar tratamiento y disposición final al 100% de este residuo”,

El funcionario detalló que en nuestra provincia están habilitados dos operadores para el tratamiento y el reciclado de los neumáticos fuera de uso: Ecocuyum y Holcim.

La norma legal establece además que los municipios deben adaptar sitios de acumulación transitoria que servirán de transferencia, hasta su tratamiento en la planta de disposición final.

La Dirección de Protección Ambiental solicita a toda la población que esté atenta recordando que, por distintos canales de comunicación, se pueden realizar las denuncias de esta vieja práctica. Lo pueden hacer a través del 148, 911 o a través de https://www.mendoza.gov.ar/ambiente/

Desde la promulgación de la ley a la fecha, a través del trabajo conjunto de la DPA con Holcim y Ecocuyum, se han logrado coprocesar más de 3.000 toneladas de neumáticos fuera de uso.

¿Por qué hay que evitar la quema de neumáticos?

El efecto nocivo causado por la quema de neumáticos puede dividirse en dos: uno sobre las personas y otro sobre el ambiente. En el primero, al generarse la combustión, aparecen gases tóxicos, como dióxido de carbono, azufre, compuestos clorados, otros elementos químicos, etc. Estos elementos además se desplazan y se van depositando en ojos, piel y se respiran, afectan principalmente el sistema respiratorio, dando signos de asma e incluso cáncer. También causan enfermedades de piel, ojos e inclusive afecciones cardíacas.

El Programa Regional Ambiental para Centroamérica con sede en Guatemala -Sigma: Sistemas de Gestión para el Medio Ambiente- ha señalado que “la quema de llantas a cielo abierto provoca graves problemas ambientales, ya que produce emisiones de gases que contienen contaminantes carcinogénicos (causan cáncer) y mutagénicos (problemas en desarrollo de bebés) como los compuestos orgánicos volátiles (COV) e hidrocarburos. Estas quemas representan un peligro para la salud, a corto plazo (agudo) y crónicos significativos a los residentes y trabajadores próximos. Incluyen irritaciones de la piel y de los ojos, irritaciones del sistema respiratorio y de las membranas mucosas, depresión del sistema nervioso central, cáncer, y efectos mutagénicos, como por ejemplo defectos físicos, abortos, o al cáncer al nacimiento.

Por otra parte, los químicos que se generan por estas quemas también representan un peligro para el ambiente. Los efectos dañinos de esta contaminación son, entre otros, la lluvia ácida, el calentamiento de la atmósfera, las inversiones térmicas y el adelgazamiento de la capa de ozono.

La Ley provincial 9143

Esta ley crea el Plan de Manejo Sustentable de Neumáticos Fuera de Uso. Contempla, entre otros puntos, la prohibición de quemar estos residuos en cualquier ámbito, ya que esta actividad conlleva contaminación ambiental y riesgos de incendios. Es por eso que el Gobierno provincial recuerda esta normativa a la ciudadanía para prevenir cualquier incidente de carácter ambiental.

Por otro lado, el uso de fuego como herramienta de limpieza está prohibido por la Ley provincial 6099. Cada vez que se inicia un incendio forestal, se ponen en juego la biodiversidad y el patrimonio ambiental de nuestra provincia. Una de las razones por las que estos siniestros se generan es por el uso ilegal de fuego para limpieza de acequias, canales y lotes.

En el caso de que la combustión de los neumáticos desencadenase un incendio de mayores proporciones, la persona responsable podría ser juzgada en el marco del Código Penal, que prevé de 3 a 20 años de prisión o multas económicas, dependiendo de los daños ocasionados por el incendio.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí