Durante el día de ayer, un informe de Nación reflejó la situación epidemiológica en diferentes regiones del país, señalando a los departamentos del Valle de Uco como “en rojo” debido al aumento de los contagios por coronavirus.

Al respecto, el coordinador regional de salud Rodolfo Guillén dialogó con Canal 8 al respecto,  “estábamos en una situación bastante estable, después de semana santa hubo como un pequeño pico de casos, después bajó un poquito y ahora nuevamente está subiendo”.

Por otro lado agregó, “ya se sabe que en Mendoza, por los menos se encontraron dos casos de la cepa Manaos que genera cuadros de mucha más contagiosidad”.

Tras el informe que señala como “en rojo” al Valle de Uco a causa de los contagios, “Nación hará un monitoreo de los casos, tendrá la tendencia y a través de modelos matemáticos pueden establecer que hay mayor crecimiento”, comentó Guillén.

Señaló además, “creo que estamos viendo un aumento de casos, pero sobre todo en Tunuyán que nos preocupa porque no vemos cambio de conducta y el sistema de salud va completándose. La respuesta es limitada”.

En relación a las posibles causas por el aumento de casos positivos, “es el mismo relajamiento que nosotros venimos denunciando hace tiempo, la gente ha bajado la guardia está cansada. Pero la realidad nos va a imponer que tenemos que tener mayor conciencia social”, agregó.

“Las cepas llegan a todos lodos, en algún momento alguien dijo que el coronavirus no iba llegar a la Argentina y ya lleva 60 mil muertos. Las cepas se mueven porque la gente se mueve”, mencionó.

Resaltó además que en “esta nueva ola hay más gente joven contagiada, puede ser un efecto vacuna pero tenemos que estar atentos a los cambios que tienen la pandemia. Hay que salir hacer las actividades esenciales”.