El presidente continúa en su gira por Europa.

En la segunda jornada de su viaje fuera del país, Alberto Fernández se reunió con el primer ministro de Portugal, Antonio Costa, de quien recibió apoyo en medio de la renegociación de la deuda con el Fondo Monetario Internacional (FMI). Tras el encuentro expusieron en una declaración conjunta, en la que el mandatario pidió “cambiar algunas reglas del sistema financiero internacional”.

El mandatario, manifestó que necesita “de la comprensión de Europa y del mundo” y dijo que habló con el primer ministro portugués sobre la necesidad de modificar políticas financieras “para un mejor desarrollo en estos tiempos pospandemia”, entre las que mencionó las “sobretasas que imponen a los países que superan cuotas de endeudamiento”. Costa dijo que el Gobierno tiene “todo el apoyo de Portugal” y se comprometió a tratar de “sensibilizar” al FMI.

Refiriéndose al Fondo Monetario Internacional el Presidente manifestó que quiere “un acuerdo” con ese organismo “que se pueda sostener en el tiempo y no postergue más a los argentinos”, en el sentido de que “no condicione el desarrollo de la Argentina”. Además le pidió “comprensión” a la institución liderada por Kristalina Georgieva sobre “la naturaleza del acuerdo que fue nocivo para la Argentina, y por el tiempo que vive el mundo por la pandemia”.

El ministro de Economía Martín Guzman, quien también viajó, tiene un papel clave en la comitiva presidencial porque es el funcionario que encabeza la renegociación de la deuda con el FMI y el Club de París. Así, buscará junto al Presidente el apoyo de las potencias europeas para tratar de postergar el desembolso de US$2400 millones que el país debe cancelar con el último consorcio acreedor antes del 31 de mayo.