Lo determinó el ministro de Desarrollo Social de la Nación.

Juan Zabaleta, ministro de Desarrollo Social, recibió en el día de ayer a dirigentes del movimiento piquetero, el Gobierno anunció quele quitará el control de 180.000 planes a las organizaciones sociales y los traspasará a las provincias y los municipios.

Los programas en cuestión están incluidos en el Potenciar Trabajo, y equivale a un 15% del total de 1,2 millones de beneficiarios.

La decisión se tomó, luego de que mediante auditorías se revelaranirregularidades dentro de las organizaciones sociales que ofician de intermediarias entre el Estado y el beneficiario. Se dio poco después de que se hiciera público que el Polo Obrero le cobra un 2% del ingreso que percibe cada uno de los beneficiarios que reporta a esa organización, alrededor de unos 390 pesos a 60.000 personas, que daría un total mensual de 23,4 millones de pesos para la mencionada organización.
El Polo Obrero es uno de los que más planes sociales recibe, al igual que Barrios de Pie, que cuenta con otros 60.000 beneficios.

Los líderes de ambos grupos piqueteros son Eduardo Belliboni y Silvia Saravia, respectivamente, y también lo son de todo el frente Unidad Piquetera.

Estos dos encabezan cada semana los reclamos a la gestión de Alberto Fernández y estuvieron presentes en la reunión en Desarrollo Social, que terminó con cuarto intermedio pero que tuvo discusiones que llegaron a los gritos cruzados entre organizaciones y funcionarios ejecutivos, liderados por el ministro Zabaleta y el secretario Gustavo Aguilera. De hecho, cuando se habló de las auditorías, desde las organizaciones cuestionaron que “vienen a empiojar la reunión y el reclamo”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí