El gobierno y el Sute (sindicato de trabajadores de la educación) se sentaron hoy a la mesa de negociaciones salariales, que nuevamente fracasaron. El Estado anticipó que rechazaría la nueva oferta que se les hizo, la cual se basa en la mejora del ítem “estado docente”. Durante el martes y miércoles se realizó un paro para exigir una mayor oferta.

Según explicaron desde el sindicato, la nueva propuesta del Gobierno equivale a un incremento de $4.000 para un celador que recién se inicia y de $4.081 para un docente. «Es una burla, es irrisoria, no podemos analizarla siquiera«, cuestionó la titular del Sute, Carina Sedano. Ante esta negativa, se pasó a un cuarto intermedio para las 17. Y desde el Gobierno aseguraron que habrá dos propuestas.

La nueva propuesta del Gobierno llegó luego de que la anterior, que fue del 7%, fuera rechazada la semana pasada. Hoy se le propuso al Sute sumarle a ese porcentaje la mejora de este ítem.

A partir del fracaso de la negociación anterior se concretó un paro por 48 horas con movilización. Ayer el gobernador Rodolfo Suarez tuiteó que su administración está dispuesta a realizar un “esfuerzo sensible” para mejorar lo ofertado en primera instancia, que se sumó al 5% previsto para julio, pero siempre tomando como base el sueldo de diciembre de 2021.

Desde el Ejecutivo decidieron adelantar la reapertura prevista para septiembre, producto de las demandas sindicales ante el impacto de la inflación en el poder adquisitivo. Sin embargo, el ofrecimiento no convenció a ninguna de las entidades gremiales estatales.

Ahora se espera lo que suceda esta tarde. En tanto, el Sute pide que no se descuenten los días de paro, cosa que fue descartada por el Ejecutivo este jueves.

Cabe aclarar que el martes, los ministros Gobierno, Víctor Ibañez, y Hacienda, Víctor Fayad descartaron que se instrumente la cláusula gatillo (actualización salarial por inflación), como reclaman varios sindicatos, o se otorgue el aumento salarial de emergencia de $40.000 que reclama ATE.

La semana que viene, por su parte, será el turno del resto de los gremios estatales que se sientan a negociar salarios en paritarias. El lunes 1º de agosto lo hará ATE y los funcionarios judiciales, el martes Ampros (profesionales de la Salud) y UPCJM (Casinos), y el miércoles empleados de la Justicia, DPV y FTyC. Los organismos de control, en tanto, fueron citados para mañana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *