Se estima que para diciembre de este año el número alcance al 63% de la población.

Los efectos de la pandemia agudizaron la crítica situación social. Para fin de año, 8,3 millones de niños, niñas y adolescentes se ubicarán por debajo de la línea de la pobreza, según proyecciones de UNICEF Argentina.

Las estimaciones indican que entre diciembre de 2019 y diciembre de 2020 la cantidad de niños, niñas y adolescentes pobres se incrementó en 1,3 millones: pasó de 7 a 8,3 millones.

UNICEF Argentina basa sus cálculos en datos oficiales del INDEC y pronósticos del PBI provenientes del FMI entregados el pasado 24 de junio. En base a esas proyecciones, UNICEF actualizó la muestra y concluyó que los niveles de pobreza infantil que en mayo fueron de 58.6%, pasarán en diciembre a 63%.

El equipo de UNICEF destacó la necesidad de que el Estado brinde apoyo psicológico en las familias y en la comunidad para que los chicos y chicas retomen la seguridad y la confianza en sí mismos, y fortalezcan sus procesos de socialización. Y en la medida en que las condiciones epidemiológicas lo permitan, cumpliendo estrictamente los protocolos de bioseguridad, garantizar el retorno a la escuela.