Dos delincuentes murieron hoy baleados por un efectivo de la Policía Federal Argentina (PFA) al que intentaron robarle delante de su novia, en la ciudad tucumana de Concepción, informaron fuentes judiciales.

A raíz del hecho, el policía y su pareja fueron aprehendidos (como suele ocurrir en este país) mientras se investigan si actuaron en su legítima defensa.

Fuentes judiciales informaron a Télam que todo comenzó esta madrugada, cuando el efectivo y su novia se encontraban dentro de un auto estacionado en inmediaciones de una cancha de fútbol ubicada frente a la ruta 65, en dicha ciudad al sur de la capital tucumana.

De acuerdo a la denuncia del policía Mauro Elías Díaz, dos delincuentes lo sorprendieron a él y a su pareja con intenciones de robo, por lo que se defendió con su arma reglamentaria y les disparó.

A raíz de los tiros, uno de los sospechosos cayó muerto junto al vehículo, mientras que el otro falleció en un pastizal cercano.

A su vez, las pesquisas no descartan que haya participado un tercer sospechoso que escapó del lugar ante los disparos.

Los delincuentes fallecidos fueron identificados como Héctor Alejandro Moreno (24) y Héctor Alejandro Lizárraga (20), quienes residían en Concepción.

Por su parte, Miguel Varela, titular de la Unidad Fiscal de Delitos Graves contra la Integridad Física del Centro Judicial Concepción, indicó que Díaz y su pareja “fueron aprehendidos hasta que se lleven a cabo todas las investigaciones y posteriormente se definirá la situación procesal de ambos“.