El Presidente hablará a las 19 desde la residencia de Olivos, junto al gobernador de Buenos Aires, Axel Kicillof; y el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta; además de autoridades del Ministerio de Salud e integrantes del equipo de expertos, indicaron fuentes oficiales.

El anuncio se formalizará luego de que ayer Fernández analizara con el Comité de Expertos sanitarios y parte de su Gabinete los nuevos ejes de la etapa de aislamiento, que tendrá como prioridad la asistencia a los barrios populares y el reordenamiento del transporte público en la zona metropolitana de Buenos Aires, que se han convertido en la zona más complicada de todo el país.

No se han hecho adelantos sobre la modalidad para el resto del país, aunque se estima que se mantendrán las actuales medidas, según las provincias.

La nueva prórroga se establecerá en momentos en que aumentan los diagnósticos en la Ciudad de Buenos Aires y el conurbano bonaerense: ayer otras 17 personas murieron y 718 resultaron contagiadas por el virus en las últimas 24 horas, lo que representa el mayor número desde el inicio de la pandemia en Argentina.

En la reunión de ayer por la tarde, los expertos recomendaron al Presidente que el Estado “intervenga” con todos los recursos posibles en los barrios vulnerables, donde se detectó un aumento de casos de coronavirus, y destacaron el programa “Detectar” que -según evaluaron- permitió pasar de la “vigilancia pasiva a la activa” en la detección de casos sospechosos y personas en riesgo, implementado fuertemente en el área metropolitana.

En ese contexto, sugirieron la confección de un “protocolo específico” para los habitantes de los barrios populares, no solo en Buenos Aires, sino de aplicación en algunas concentraciones similares de algunas otras provincias, dijeron las fuentes.

Otro eje de los anuncios de hoy será el reempadronamiento de los trabajadores exceptuados del aislamiento obligatorio y nuevas restricciones al uso del transporte público, que podría incluir el cierre de estaciones de trenes.

Estas medidas fueron analizadas durante la semana en distintas reuniones realizadas para coordinar el manejo de la crisis sanitaria, en las que hubo coincidencias entre los gobiernos porteño y bonaerense.

Los gobiernos coincidieron en la necesidad de mantener el aislamiento en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), que agrupa a la Ciudad y 40 municipios, donde el control del uso del transporte público es considerado como una medida fundamental para evitar una escalada en la propagación del virus.

Fuente: NA