Finalmente hubo acuerdo entre Juan Manzur y Osvaldo Jaldo y se destrabó la llegada del gobernador de Tucumán a la Jefatura de Gabinete de Nación.

El gobernador tucumano y su vice se vieron las caras esta mañana en la sede del Gobierno de Tucumán, después de seis meses de enfrentamiento total. «Voy a hacerme cargo del Poder Ejecutivo«, anunció Jaldo tras el encuentro.

Inmediatamente Manzur salió de su despacho y se fue al aeropuerto para volar a Buenos Aires donde esta tarde finalmente asumirá como jefe de gabinete, algo que estuvo en riesgo durante las horas de fuerte tensión del domingo cuando parecía que el acuerdo era imposible.

La reunión se produjo después de varios llamados Jaldo y Alberto Fernández durante el domingo, cuando Jaldo resistió las presiones para irse a un cargo nacional y dejarle la gobernación a un manzurista. Manzur tenía previsto viajar el domingo a Buenos Aires, pero no lo hizo y dejó latente la posibilidad de no asumir, como reveló LPO.

Ante las cámaras, Jaldo negó que haya dejado de responder las llamadas de dirigentes nacionales. Además de Alberto Fernández, también Sergio Massa y Oscar Parrilli trataron de convencerlo. «De ninguna manera«, respondió cuando le consultaron si recibió presiones para que no asuma. «A mi el presidente no me ofreció ningún cargo, ni me ofreció que me vaya a Buenos Aires«, dijo el vicegobernador. 

Lo real es que Alberto y Massa le ofrecieron un asiento en el Banco Nación o como secretario de Municipios en el Ministerio del Interior. «No quiero que haya ni vencedores ni vencidos. Quiero que Juan venga a mi gabinete y vos también«, le dijo Alberto a Jaldo. Pero no hubo caso.

El vicegobernador explicó que la licencia de Manzur es «transitoria«, con lo que podría volver a la gobernación en caso de que se descontrole la interna peronista en su provincia. 

El acuerdo quedó como anticipó lapoliticaonline que Jaldo le ofreció a Massa el viernes antes de que se confirmara la llegada de Manzur a la Rosada: el vice mantiene a todos los ministros (uno sólo dejaría el gabinete), le deja la presidencia de la Legislatura a Manzur y se compromete a sostener todos los acuerdos del gobernador.

Es decir que a pesar de las presiones y las negociaciones, Jaldo mantuvo su posición original y terminó inclinando el acuerdo a su favor. «Con Jaldo todo el gabinete seguirá funcionando con la misma dinámica«, se ilusionó Manzur.

Esta misma tarde un manzurista se hará cargo de la Legislatura provincial y quedará como un virtual vice de Jaldo. Como adelantó LPO, el elegido es el legislador Sergio «La Burra» Mansilla, a quien Manzur quería como sucesor. El jaldista Regino Amado será el segundo de la Legislatura.

En tanto, en un gesto para tratar de ordenar la interna, Manzur y Jaldo acordaron que se reunifique el bloque del peronismo, tras la ruptura de meses atrás. Así las cosas, «Lealtad peronista» que responde a Manzur y «Peronismo Verdadero» de Jaldo volverán a ser un solo bloque. 

El ahora gobernador interino de Tucumán adelantó que intentará viajar a Buenos Aires para la asunción de Manzur, en otro gesto para calmar las aguas. «Me voy contento y tranquilo. Las internas pasaron y ya tenemos que encarar esta nueva etapa», dijo Manzur. «Las diferencias más gruesas, más importantes, han quedado totalmente aclaradas«, devolvió Jaldo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here