Lo  reconoció el comandante de la Fuerza Aeroespacial del Cuerpo de la Guardia Revolucionaria Islámica, Amir Ali Hajizadeh.

El comandante de la Fuerza Aeroespacial del Cuerpo de la Guardia Revolucionaria Islámica de Irán, Amir Ali Hajizadeh, confesó su responsabilidad en el fulminante accidente del avión de pasajeros de Ukraine International Airlines, informaron medios de su país.

“Después de escuchar esta noticia deseé estar muerto”, reconoció el militar de alto rango, que habló este sábado en rueda de prensa.

El comandante agregó que la CGRI acepta toda la responsabilidad por la destrucción de la aeronave y que aceptará cualquier decisión que adopten las autoridades de la república islámica.

Hajizadeh señaló que el incidente se produjo en medio de una gran tensión con Washington, y que su país estaba preparándose para potenciales ataques por parte de EE.UU.