El incremento en algunos cortes sería del 10%.

Un nuevo golpe al bolillo para los mendocinos, ya se siento en algunos comercios, esta vez es el turno de la carne.

Se estima que el nuevo incremento rondará el 10%. El acumulado interanual ya es del 70%. De acuerdo con lo que explicó José Rizzo, presidente de la Cámara de Abastecedores de Carne de Mendoza, el motivo por el que se eleva el precio de la carne se corresponde con la oferta reducida del ganado y la demanda sostenida. “La falta de engorde está haciendo estragos, cada vez cuesta más abastecer al mercado”, manifestó.

Algunos de los nuevos valores al menos en el Gran Mendoza:

-Asado: $650/$700 el kilo

-Vacío: $750 el kilo

-Costillas $650 el kilo

-Molida común: entre $360 y $400  el kilo (según la calidad)

-Molida especial $600 el kilo

-Lomo: $750/$800 el kilo

-Blanda de oferta: $700 el kilo