Para ello están preparando una movilización en Tunuyán  la próxima semana. Advierten que la situación económica de muchos es apremiante, ya que no trabajan desde marzo.

Luego de 7 meses sin actividad. los prestadores turísticos independientes que trabajan con el turismo en el Manzano Histórico aseguran estar en una situación apremiante en cuanto a lo económico. Y es que la pandemia pegó fuerte en muchos sectores, sobre todo al turístico y más aún a los trabajadores cuentapropistas , que son, por ejemplo, los que se dedican a brindarle servicios de esparcimientos a los que visitan los pintorescos  lugares del Valle de Uco.

En este caso, los que habitualmente trabajan en este rubro en el paraje turístico tunuyanino no han podido brindar los servicios de cabalgatas, trekking, parapente y diferentes excursiones, entre otras. Y no lo han podido llevar a cabo ni aún con la habilitación del turismo interno en la provincia, ya que si bien  este tipo de actividad se puede realizar desde hace unos meses en Mendoza, no están habilitadas las actividades de esparcimiento de ningún tipo en las reservas turísticas de la provincia. Es esto lo que específicamente reclaman los prestadores del Manzano.

“Simplemente estamos pidiendo que nos habiliten para trabajar acá, porque se habilitó el turismo interno con cabañas, restaurantes y demás pero no las actividades que conlleva ese turismo. En mi caso, el negocio es el de las cabalgatas. Desde marzo  que comenzó la pandemia estamos parados”, es el testimonio de uno de los prestadores que tiene como principal ingreso económico el servicio de paseos a caballo a turistas. +

“Tuvimos paciencia y aguantamos porque era razonable, estaba todo cerrado y era un bien para todos. Pero ahora, día a día se van habilitando un montón de cosas y nosotros estamos pidiendo que se habiliten nuestras actividades. El problema que nosotros tenemos es que la reserva (Manzano) no está abierta. Al estar cerrada la reserva, nos están privando de hacer cabalgatas, trekking y otras actividades, que en realidad son para la gente que viene a las cabañas, que hoy en día viene, se instala y no puede salir a realizar ninguna actividad. Pedimos que se habilite la reserva para empezar nuevamente a trabajar. No podemos sostenernos más”, aseveró otro de los prestadores que se dedica a  transportar  turistas a recorrer diversos lugares entre montañas y que   vive en el mismo Manzano Histórico.

En el marco de esta petición, los prestadores del Manzano se han organizado para realizar un reclamo formal mediante una movilización que tendrá lugar el próximo miércoles, a partid de las 10 de la mañana,  en el Puente del Río, lugar que divide a los departamentos de Tunuyán y San Carlos. Bajo la consigna “Queremos trabajar y esperamos tu apoyo”, el evento  tiene una consigna clara: pedir la reapertura de la reserva Manzano-Piuquenes.