Serán priorizadas las intervenciones para pacientes graves afectados por Covid-19. Se busca asegurar el menos el 60% de camas para personas que tengan el virus.

Tras la publicación en el Boletín Oficial, el gobierno provincial ordenó  que todos los nosocomios, tanto públicos como privados, tendrán que  reducir a 15% las cirugías programadas hasta la fecha, medida que busca que los hospitales aseguren disponibilidad para aquellos pacientes que deban ser internados por afección de coronavirus, apuntando a aquellos que requieren asistencia continua por el cuadro de gravedad que presente la enfermedad.

Así, con la resolución 1528 publicada este jueves en el Boletín Oficial, se establece esta norma «para todos los establecimientos de salud de la provincia que cuenten con internación, tanto del subsector público como el del privado».

Desde el Ministerio de Salud de la provincia informaron que la intención  es que el 60% de las camas de un hospital estén exclusivamente disponibles para la atención de pacientes con coronavirus y el resto para las urgencias.

Para ello, los nosocomios deberán bajar la cantidad de  cirugías y esto se fundamenta en la misma publicación en el Boletín oficial, en la parte que alega; “se observó una sobre prestación en algunos efectores de salud en cuanto a la utilización del margen disponible de cirugías, por lo que la Comisión Intersectorial de Salud de Gestión Estatal y Privada en el marco de Covid-19, el pasado 16 de junio sugirió que para estar preparados para una eventual necesidad de camas por la emergencia sanitaria la mejor opción es bajar la cantidad de cirugías programadas a un máximo de 15% de utilización de camas disponibles. No pudiendo superar 15% del registro histórico de cirugías».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here