Se trata del  tratamiento de residuos sólidos urbanos.

Durante el pasado fin de semana, la presidenta del Pj Anabel Fernández Sagasti, llegó hasta el Valle de Uco, y desde Tunuyán anunció una inversión de U$S 8 millones para mejorar el tratamiento de los residuos urbanos en la región. Los fondos serán destinados al Consorcio Intermunicipal para la Gestión Integral de Residuos Sólidos Urbanos (Coince) que tiene sede en San Carlos, pero del que también participan Tupungato y Tunuyán.

El anuncio sorprendió al Gobierno de la provincia, ya que aseguran no haber sido notificados. Volviendo en el tiempo, durante junio de 2019, el ex gobernador Alfredo Cornejo presentó cuatro obras que permitirían aumentar el nivel de empleo en la provincia. Entre ellos se encontraba, la Gestión Integral de Residuos Sólidos Urbanos (Girsu).

De cuatro obras, solamente la Ruta 82 tuvo el apoyo del peronismo. El resto no logró los votos necesarios en la Legislatura. De esta manera, la falta de acuerdos políticos generó la pérdida de financiación.

Los fondos provienen de un préstamo que la Nación acordó con el Banco Interamericano de Desarrollo (BID). El Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible de la Nación llamó a licitación pública, según consta en el Boletín Oficial del último viernes, para disponer de una parte del total asignado. El destino de ese dinero (776.514.279,93 pesos) será la construcción de tres plantas de transferencia -una en cada comuna-, compra de maquinaria para eficientizar la planta del Coince y de camiones para el traslado de residuos.

“Lo que está licitando Nación es el mismo proyecto que habíamos enviado nosotros como provincia, pero no nos da ni aviso ni somos parte. No nos han hecho parte ni en lo comunicacional, me entero por las redes. Están puenteando a la Provincia en este tipo de financiamiento para bajarlo directamente al territorio”, cuestionó Humberto Mingorance, secretario de Ambiente y Ordenamiento Territorial, señaló a un medio provincial.