Así lo expresó el presidente.

En medio de la polémica por la «Vacunación Vip», donde crece la lista de funcionarios y allegados que ya recibieron las dosis, Alberto Fernández se refirió al tema, desde México, y aseguró que “detesta los privilegios”, criticó a la Justicia y aseguró que cuando tomó conocimiento “perdí a un ministro”.

Por otro lado dijo, “el tema de las vacunas es un tema muy sensible y queremos tratar con absoluta seriedad porque el riesgo es que lo terminemos politizando. En circunstancias irregulares se vacunó a un grupo de alrededor de 70 personas”.

Aunque aclaró que “el concepto de irregular es para revisar”, porque “había personal estratégico” dentro de ese listado, que “debería vacunarse”.

«Quisiera que la Argentina funciones de otro modo. Claramente, cuando tomé nota de lo que había pasado, reaccioné y perdí a un ministro», indicó el presidente. Y agregó: «He leído que han hecho una denuncia. El hecho es lo suficientemente grave para que un ministro de la talla de Ginés haya debido dejar su cargo, pero terminemos con la payasada. Le pido a los fiscales y a los jueces que hagan lo que deben».

Por último, el mandatario advirtió, «no hay ningún tipo penal en la Argentina que diga ‘será castigado el que vacuna a otro que se adelantó en la fila’. No existe ese delito y no se pueden construir delitos graciosamente».