Axel Kicillof, salió en defensa del ex vicepresidente y reclamó que la Justicia para la «persecución política» a través de sus fallos.

De hecho, el Frente de Todos, encabezado por el Justicialismo, reclamó hoy la libertad de Amado Boudou y advirtieron que el ex vicepresidente es víctima de una «persecución por recuperar los fondos de las AFJP«.

«Causas armadas, sentencias truchas, testigos falsos. Nada justo puede resultar de eso. Necesitamos justicia. Basta de persecución política. Se tiene que acabar el lawfare«, afirmó Kicillof en su cuenta de Twitter, donde se sumó al pedido «#ConAmadoNo», que se lanzó en apoyo al ex vice en redes sociales.

Sin embargo, lo raro es que en 2014, el propio Alberto Fernández publicó una columna en el diario La Nación en la que acusó a Boudou de mentir.

«Todas las excusas dadas por él hasta aquí se han ido desvaneciendo con la misma velocidad con la que el agua se escapa entre los dedos. Boudou ya no tiene coartadas. Los argentinos saben cuánto ha mentido en su alocada carrera por escapar de los hechos que se le atribuyen«, había dicho el actual mandatario bajo el título Boudougame over, el 30 de mayo de 2014.

Y no fue la única vez que criticó abiertamente al detenido ex vicepresidente:

Sin embargo,hoy, según entendieron los espacios que integran el frente oficialista, «este fallo de la Corte, sumado a otras graves actuaciones judiciales tales como la reciente aceptación de testimonios recogidos bajo presión, pone de manifiesto el sostenimiento del lawfare como instrumento de disciplinamiento y persecución hacia un proyecto político de ampliación de derechos para las mayorías y los más vulnerabilizados«.

«La persecución política y el lawfare, como los que sufre y sufrió Amado Boudou por recuperar los fondos de las AFJP devolviéndolos a jubilados y trabajadores, atenta contra un Estado de Derecho que debe preservar la vida, las garantías y la libertad de las personas«, expresaron en un comunicado.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí