Otro escándalo se suma a la barbaridad que está imperando en algunas provincias, como La Pampa, que se suma a las que; por su accionar, producen hechos irreparables.

Un jubilado de 71 años murió el fin de semana luego de que se le negara el ingreso a la provincia de La Pampa, adonde era trasladado de urgencia por un cuadro de edema pulmonar grave. El hombre vivía en Villa Huidobro, en Córdoba, pero tenía cobertura de Pami cruzando el límite provincial.

El hecho se registró en Realicó, a 45 kilómetros de Villa Huidobro, donde la Policía local impidió el paso de la ambulancia que trasladaba al paciente. Tras la negativa, intentaron llevarlo hasta Río Cuarto, a 217 kilómetros, pero falleció en el camino.

“Hasta hace un tiempo esta era una región integrada sanitariamente, pero eso se ha roto con las últimas disposiciones de La Pampa en relación al coronavirus. Intervino la Jefatura Departamental para que ingrese el paciente pero no se pudo”, explicó Silvio Quiroga, intendente de Villa Huidobro, en diálogo con Cadena 3.

Remarcó que ante esa situación “se lo derivó a Río Cuarto, pero falleció” en el camino ya que “tenía un edema pulmonar grave”. 

El paciente, con estado delicado por linfoma, se encontraba internado en primera instancia en el hospital de Huinca Renancó, pero requirió una urgente derivación el jueves a la noche.

Cuando estaba todo dispuesto para el traslado inmediato y de emergencia a la Clínica Santa Teresita, de Realicó, la Policía pampeana impidió el cruce interprovincial.

Avisados de la situación, ambos centros asistenciales decidieron realizar la derivación Río Cuarto. Pero el cuadro del jubilado se agravó en el camino y falleció a pocos kilómetros de llegar a destino.

Luego de lo sucedido, el intendente de Villa Huidobro alertó a las autoridades provinciales: “Hoy en día estamos con el corazón en la boca porque salga una derivación y no podamos hacerla”.

El jefe comunal, además, comentó que este no es el primer conflicto que tienen con la provincia vecina, ya que lo mismo les sucede a los productores que no pueden ingresar y a un anestesista que trabaja en dos hospitales en Córdoba y no puede trasladarse.

“No permitían el egreso de un anestesista. Tenemos dos anestesistas y los dos son de La Pampa y les exigían que, al regresar, hagan cuarentena. Los otros días una mujer no pudo salir y se produjo el nacimiento de un bebé cuando la trasladamos a Laboulaye. Me comuniqué con el intendente y me dijo que no dejaban pasar por el brote de Huinca Renancó. Hasta con un parto estamos con el corazón en la boca”, afirmó Quiroga.

Al ser consultado sobre un supuesto acuerdo entre La Pampa y el hospital de Huinca Renancó para trasladar pacientes, Quiroga indicó que no hay constancias oficiales y que todo está “en el aire”.

“Un señor que es subsecretario de Salud de La Pampa hizo intervenir a un juez de control para un principio de acuerdo con la vicedirectora del hospital de Huinca. Un día a la semana, dejarían pasar al anestesista. Sin embargo, el director del nosocomio no sabía nada”, contó.

Y agregó: “Creemos que esto es un parche porque no podemos estar pensando que solo vendrá un día a la semana. Me preocupa que se viole la institucionalidad”, finalizó.

Con contenido de cba24n