No se registraron heridos de gravedad en accidentes de tránsito, ni por uso de pirotecnia.

Durante el 31 de diciembre y 1 de enero, se llevaron adelante diferentes controles viales planificados y concretados en diversos puntos de los tres departamento del Valle de Uco, tanto en accesos, egresos de las rutas y zonas céntricas.

El procedimiento a cargo de personal de Policía Vial dejó como resultado, según información oficial, un total 95 actas viales labradas por infracción a la ley 9024.

Detalladamente se retuvieron 8 licencias de conducir, como así también un total de 14 vehículos y 2 motos. En cuanto a los controles de alcoholemia un total de 15 dieron resultado positivo. Y se iniciaron los procesos correspondientes contravencionales, por alcoholemias positivas mayor a un gramo en infracción a ley 9099. 

En relación a otros años, fuentes policiales informaron que estadísticamente se ha reducido la cantidad de accidentes de tránsito lamentables y de sucesos violentos.

Tras el endurecimiento de las penas de la Ley de Seguridad Vial y Tránsito, los conductores que manejen en estado de ebriedad, arriesgan multas que van desde los $36.000 a los $72.000 para quienes circulen a bordo de un vehículo con 0,5 a 0,99 gramos de alcohol en sangre.

Además, entre las sanciones, se puede aplicar la inhabilitación para manejar desde 30 a 180 días, y la retención del vehículo y la licencia. Por otro lado, quienes manejen con 1 gramo o más de alcohol en sangre, la multa va de los $48.000 a los $108.000, inhabilitación para conducir vehículos de 3 meses a un año, y arresto por 30 días.