Es La Rioja, Catamarca, Formosa y Santa Cruz.

Debido al aumento de casos, algunas provincias aplican medidas restrictivas a la modalidad de clases en las escuelas. Aunque el decreto presidencial que cierra las clases presenciales afecta a la provincia de Buenos Aires y a la Ciudad de Buenos Aires, se ha sumado cuatro provincias, se trata de Formosa, La Rioja y Catamarca.

Las autoridades, anunciaron que adoptaran las mismas medidas. Por ejemplo, Santa Cruz nunca volvió a la presencialidad salvo en las localidades donde no hay transmisión comunitaria de coronavirus, por lo que el 90% de los alumnos nunca regresaron a las aulas.

Por otro lado, depende la situación epidemiológica otras provincias anunciaron recortes horarios en actividades y circulación, pero la mayoría sostuvo las clases presenciales, en la medida que los sistemas sanitarios lo permitan.

Córdoba, Santa Fe y Mendoza mantienen la presencialidad en aulas burbujas con rotación. Tucumán, Jujuy, Salta y San Juan también consideraron que están dadas las condiciones para ir a clases, igual que Misiones y Santiago del Estero.

Chaco estableció tres grupos de escuelas: con restricciones, con presencialidad mínima y con presencialidad cuidada. El status de cada establecimiento va de la mano de la localidad donde esté ubicado. También utilizan el esquema de burbujas Corrientes, La Pampa, San Luis, Tierra del Fuego, Río Negro, Chubut y Neuquén.