Así lo aseguraron los fabricantes.

En un primer momento había anunciado que podían pasar hasta 21 días en el intervalo entre dosis de la vacuna Sputnik V, ahora dieron a conocer que podrían ser meses.  La vacuna contra el contra el coronavirus puede darse hasta tres meses después de la primera, en lugar de los 21 días originales, sin que sea “afectada” su efectividad, anunció este lunes Alexander Gintsburg, director del Centro de Investigación Gamaleya, que desarrolló la vacuna rusa.

Mediante un comunicado, “con respecto a la vacuna Sputnik V diseñada por nuestro Centro de Investigación de Gamaleya, creemos que es posible aumentar el intervalo mínimo entre la primera y la segunda vacuna desde los 21 días aprobados anteriormente hasta tres meses”, manifestó Gintsburg, durante la mañana de este lunes.

Además, por otro lado aseguró que “la extensión del intervalo no afectará a la vacuna, induce una respuesta inmune y, en algunos casos, la potenciará y prolongará”.