Era trasladado en un taxi por dos menores de edad.

Personal de Gendarmería Nacional de la Sección Pareditas, perteneciente al Escuadrón 28 de Tunuyán, logró incautar un total de 90 kilos de cobre, aparentemente robado. El hallazgo se hizo en medio de un control sobre ruta 40 y calle La Argentina.

En el lugar, se detuvo la marcha de un vehículo taxi, dentro del cual se movilizaban dos menores de edad. Como parte del procedimiento, se les solicitó la correspondiente documentación, con la cual no contaban. Al abandonar el vehículo para una posterior revisación, se logró dar con tres bolsos, los cuales en su interior transportaban un total de 90 kilos de cobre.

Al no poder justificar la tenencia legal del material, se procedió a tomar contacto con el Ayudante Fiscal en turno. Manifestado que con anterioridad se había registrado un hecho delictivo en Vista Flores, en el cual se habrían sustraído elementos similares a los secuestrados.

Como parte del proceso, los menores y el material fueron trasladados a la Sede Fiscal por averiguación del hecho, con una investigación que se encuentra en proceso.