La ocupación alcanzó un 90% en la provincia.

Bajo protocolos, Mendoza continúa ofreciendo una amplia oferta turística.  En Semana Santa, la provincia recibió, en diferentes rincones de su geografía, a mendocinos y turistas que disfrutaron de un maridaje perfecto entre paisajes, los mejores vinos y cultura, el Valle de Uco fue uno de los destinos más elegidos.

En la región, había gran expectativa por el fin de semana largo, el cual se caracterizó por el gran movimiento turístico. Entre las propuestas más atractivas, desde el 28 de marzo, Mendoza vivió el festival Música Clásica por los Caminos del Vino, que finalizó el domingo, en su edición 2021, con más de 55 conciertos y estrictos protocolos sanitarios, fue uno de los principales atractivos, junto con los destinos de naturaleza y el enoturismo.

Este año, la mayoría de los conciertos son al aire libre, con cupo reducido y estrictos controles sanitarios. Este formato permite preservar el trabajo de nuestros artistas y ofrecer una atractiva propuesta turística, en Semana Santa, en la que la cultura hace un gran aporte al bienestar de los mendocinos y mendocinas, en este contexto de pandemia.

Hubo decenas de conciertos a cargo de músicos locales, en espacios enoturísticos de toda la provincia y, como invitado especial, tuvo al prestigioso sexteto Escalandrum.

El festival llegó a los 18 departamentos, en lugares emblemáticos y con entrada gratuita. La propuesta para este año incluyó, además, 25 experiencias en bodegas, que ofrecieron interesantes ofertas gastronómicas.

Al igual que en hoteles, restaurantes y en establecimientos turísticos, para poder disfrutar de Música Clásica por los Caminos del Vino se hizo especial hincapié en el respeto de los protocolos sanitarios, que consistieron en control de temperatura; uso, en todo momento, de barbijo, cubriendo mentón, boca y nariz; cuidado del distanciamiento entre personas e higiene de manos de manera frecuente, con agua y jabón o alcohol en gel.