Así como en la ciudad capital de la provincia, la Policía de Mendoza y los preventores pidieron distanciamiento con megáfonos y también de modo personal, pero poca recepción tenían. No pedían DNI para verificar si los manifestantes que salieron a la calle estaban autorizados; en Tunuyán en cambio la protesta se dio motorizada.

Si bien se vio algo de gente caminando – no mas de una cincuentena- en cambio si se pudo apreciar una nutrida carvana de vehículos por las calles céntricas.