La organización empresarial insiste en la necesidad de cuidar la economía tanto como la salud y; de esa manera, trasladan a la ciudadanía la responsabilidad de cuidarse.

En un comunicado solicitan al mandatario ser más severo con las penas para quienes infringen los protocolos sanitarios y testear más.

«Hay que encerrar la enfermedad y no a las personas y de ninguna manera volver a imponernos el encierro«, explicaron desde la Unión Comercial e Industrial de Mendoza.

«El retroceso o la parálisis económica van a traer muchos más perjuicios económicos y psicológicos sobre la población que la propia pandemia. Mantener lo que queda del empleo y que no cierren más empresas, es en estas condiciones, también una responsabilidad del Estado«.

«Le solicitamos una vez más que no impida a la gente salir a trabajar o a ganarse la vida ni tampoco el esparcimiento al aire libre«, solicita la nota enviada a Suarez.