Volvió a dialogar sobre el tema.

El jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, ratificó que “nunca hubo un impedimento” para que las distintas jurisdicciones del país, incluida Mendoza, compraran vacunas contra el coronavirus y apuntó a que parte de la oposición parece buscar “más un efecto político electoral con sus declaraciones”.

Por otro lado, manifestó, “la ciudad siempre estuvo autorizada. Hay una ley del año pasado que tuvo el debate de todas las fuerzas políticas y el apoyo de algunos miembros de la oposición. Era de público conocimiento. Pero vale más el efecto político y electoral de alguna declaración que leer una norma”.

Así, el jefe de Gabinete aseveró que, con sus declaraciones de esta semana, buscó que “no se continúe con la noticia falsa de que había un impedimento del Gobierno nacional para que las provincias o la ciudad pueda también iniciar sus negociaciones”.

También, aseguró que “la estrategia del gobierno nacional fue llevar adelante la compra de 65 millones de dosis y estamos expectantes de que se cumplan los plazos de los contratos, pero hay dificultades a nivel global y Argentina no es la excepción”.