Se trata de quien estaba a cargo de la Comisaría 20° de Tupungato.

Avanza la investigación por el caso Bento, la megacausa tiene a un comisario del Valle de Uco involucrado.  La mañana de este martes, se conocieron dos detenciones, por un lado se trata del comisario Gabriel Moschetti y el oficial principal Martín Bazán. El primero fue apresado en el Valle de Uco y, el segundo, allanado en Las Heras, según dio a conocer el sitio El Sol.

Moschetti había sido desplazado de la Policía contra el Narcotráfico el año pasado (PCN). Según la investigación, habría intentado acceder al teléfono que permitió descubrir las relaciones entre detenidos, representantes legales, un nexo llamado Diego Aliaga y el juez Walter Bento.

Tras las primeras detenciones, Moschetti desarrollando tareas en el Valle de Uco, para liderar investigaciones por narcotráfico, viajó hasta la Ciudad de Mendoza después de la detención en Guaymallén de Bardinella Donoso e ingresó al área donde se peritaba el teléfono para acceder a los datos que contenía.

Por esta acción, los jefes de la PCN, tomaron cartas en el asunto y lo terminaron desplazando de su destino. Desde entonces se desempañaba en la Comisaría 20° de Tupungato.

El caso 

Walter Bento, titular del Juzgador Federal 1 en Mendoza y con competencia electoral en la provincia, quedó seriamente vinculado a una investigación por delitos de extrema gravedad, por su condición de magistrado. La decisión la tomó el juez federal Eduardo Puigdéngolas a partir de las pruebas que recibió durante los últimos meses y de una serie de allanamientos que se realizaron.

El magistrado, que tiene asiento en San Rafael, está a cargo de la instrucción de la causa, pero la investigación había quedado a cargo de la Fiscalía General que comanda Dante Vega.

La imputación tiene que ver con el expediente iniciado el año pasado en la Justicia Federal de Mendoza ante la sospecha de la existencia de una estructura que se dedicaba a otorgar beneficios a personas imputadas a cambio de un pago de coima.