La petrolera nacional YPF aumentó un 4,5% en promedio las tarifas de la nafta y el gasoil desde miércoles, informó la compañía.

A partir de las 0 horas del día miércoles 19 de agosto, YPF realizará un aumento promedio de los combustibles a nivel país del 4,5%. Esta decisión se da en pos de avanzar con los objetivos de producción de la compañía teniendo en consideración las particularidades del contexto macroeconómico del país”, explicaron a través de un comunicado oficial.

“Esta decisión se da en pos de avanzar con los objetivos de producción de la compañía teniendo en consideración las particularidades del contexto macroeconómico del país”, indicó a la agencia Noticias Argentinas una fuente oficial de la empresa.

En las próximas horas se espera que el resto de las marcas de estaciones de servicio -Shell, Axion y Puma Energy- acompañen la medida.

La actualización de precios tendrá el objetivo de recomponer asimetrías históricas a nivel federal, recortando brechas entre la Capital Federal y el interior del país, señaló.

Como ejemplo resaltaron que la provincia de Jujuy está actualmente en un +7% con respecto a CABA, con el cálculo ya hecho de la logística.

Es el primer aumento que otorga la gestión de Alberto Fernández, que decidió congelar las tarifas por la emergencia sanitaria. De esta manera, se espera que el resto de las compañías petroleras actualicen sus precios en las próximas horas.

Por otra parte, la petrolera recalcó que mantiene el beneficio para el personal de la salud en el marco de la emergencia en pandemia,

La propuesta de YPF sostiene el descuento al personal de salud del 15%, el cual es un colectivo muy sensible de unas 100.000 personas que se encuentran adheridas al programa”, detallaron.

La crisis sanitaria profundizó la compleja situación desde el punto de vista económico y financiero que ya atravesaba la compañía.

La petrolera había ratificado con su informe las perspectivas negativas de sus resultados.

De esta forma, los ingresos en el segundo trimestre de 2020 ascendieron a $133.600 millones, 16,7% inferior respecto al segundo trimestre de 2019.